Justicia declaró culpable de fraude al fisco reiterado a ex concejala de Limache Cynthia Marín

0

Luego de 10 días de juicio oral, el Tribunal Oral en Lo Penal de Quillota dictaminó la tarde de este jueves que la ex concejala de Limache Cynthia Marín es culpable del delito de fraude al fisco reiterado, delito perpetrado en su calidad de ex jefa de gabinete de la gobernación provincial de Valparaíso.

Los hechos se remontan al año 2012 a través de la presentación de 2 proyectos vinculados al 2% del Fondo Nacional de Desarrollo Regional presentados por Catherine Carrasco en abril y septiembre. Esa presentación venía asesorada por Cinthia Marín, funcionaria pública, y estaban destinado a la supuesta realización de talleres de bullying en colegios de la comuna de Limache.

Dichos proyectos fueron rápidamente aprobados adjudicándose montos  de $20 millones en el primero de ellos, asignado en abril de 2012, y de $17 millones en septiembre para el segundo.

Patricio Toro, fiscal de la Unidad Regional Anticorrupción (Urac) del Ministerio Público de la Región de Valparaíso, dijo a la prensa  que ” transcurrido el plazo de ejecución, en 2012 y 2013, los talleres no se realizaron o se materializaron de manera muy incipiente. Aproximadamente se realizaron entre 5 y 7 talleres a algunas personas, a algunos colegios y donde se invirtió la cifra de $150 mil de pago a un profesor, no se acreditó equipamiento, inversión, ni  feria final”.

Finalmente la fiscalía presentó, durante el juicio oral,  15 testigos y 70 documentos que terminaron por demostrar que los proyectos financiados no se realizaron o de manera muy incipiente, con una inversión mínima de los $37 millones que el gobierno regional traspasó a una agrupación.

La  hermana del Consejero Regional de Renovación Nacional Percy Marín, recibirá el próximo 4 de abril a las 15.00 horas su sentencia, la que podría ser de 10 años de presidio, según lo solicitado por el Ministerio Púbico.

En tanto, Catherine Carrasco, quien fue declarada también como culpable hoy en Quillota, pero en calidad de cómplice arriesga una condena de  5 años de presidio.

 

Share.