30/05/2024

General de Carabineros Ricardo Yáñez ascendió póstumamente a Daniel Palma a Suboficial Mayor

El anuncio se produjo en la misa funeraria del mártir 1.233 de la institución, la que se realizó hasta pasadas las 11:00 horas de este sábado en la Catedral de Rancagua, región de O’Higgins, ciudad de donde era oriundo el fallecido.

El general director de Carabineros, Ricardo Yáñez, decretó el ascenso póstumo del cabo Daniel Palma a suboficial mayor. Además, aseveró que la 4° Comisaría de Santiago pasará a llamarse “Daniel Palma Yáñez” en su honor.

El anuncio se produjo en la misa funeraria del mártir 1.233 de la institución, la que se realizó hasta pasadas las 11:00 horas de este sábado en la Catedral de Rancagua, región de O’Higgins, ciudad de donde era oriundo el fallecido.

Yáñez explicó que el reconocimiento a Palma se debe a “su heroica acción, por su compromiso, vocación y entrega por la patria”.

También envió un mensaje a los autores del crimen, asegurando que “seguimos trabajando para detener a los cobardes detrás de los asesinatos. Sabemos quienes son, no traten de seguir escondiéndose porque no es sólo Carabineros quien está detrás de ustedes, son 19 millones de chilenos que esperan su detención”.

“Los vamos a detener y no encontrarán golpe más fuerte que el peso de la ley sobre ustedes”, agregó el general director.

Posteriormente, el suboficial mayor Palma fue trasladado hasta el Cementerio N°2, donde fue sepultado mientras era acompañado por cientos de personas que se sumaron al recorrido que el féretro hizo por varias calles y avenidas de Rancagua.

Pasadas las 21:00 horas de este miércoles, Palma recibió sorpresivamente dos disparos en su rostro al intentar fiscalizar a un vehículo en la intersección de Arturo Prat con avenida Matta, en Santiago, luego de concurrir a un procedimiento en el Teatro Caupolicán tras denuncias de vecinos por balazos.

Rápidamente fue llevado hasta la ex Posta Central, donde fue intervenido quirúrgicamente tras sufrir un traumatismo craneoencefálico a raíz de los impactos de bala. A pesar de haber salido de pabellón, a las pocas horas murió debido a la gravedad de su condición.

El suboficial de dotación de la 4° Comisaría de Santiago tenía 33 años y se desempeñaba como motorista de la Patrulla de Acción Rápida (PAR) todo terreno tras estar 9 años en Carabineros. Estaba casado con una carabinera, quien está embarazada de cinco meses y es la madre de su hijo de cuatro años.